271 años antes de Pantone

En 1692 un artista conocido únicamente como “A. Boogert”se sentó a escribir un libro en holandés sobre mezclas de acuarelas. No sólo pretendía comenzar el libro hablando un poco sobre la utilización del color en la pintura, sino que pasaría a explicar cómo crear ciertos matices y cambiar el tono, mediante la adición de una, dos, o tres partes de agua. La premisa suena bastante simple, pero el producto final es casi inconmensurable por su detalle y alcance.
Abarcando cerca de 800 páginas escritas (y pintadas) completamente  a mano, El Traité des couleurs servant à la peinture à l’eau, fue probablemente la guía más completa de pintura y color de su tiempo. Según el historiador de libros medievales Erik Kwakkel , que tradujo parte de la introducción, el libro fue concebido como una guía didáctica. La ironía es que sólo existía una única copia, que probablemente fue vista por muy pocos ojos.
Es difícil no comparar sus cientos de páginas en color con su equivalente contemporáneo, la Guía de Color Pantone, que no se publicó por vez primera hasta 1963.
El libro se conserva actualmenteen la Biblioteca Méjanes en Aixen-Provence, Francia.
0 1 2 3 4 5
Anuncios

Acerca de emiliogarciavarona

freelance de diseño gráfico / branding / community manager
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s